29 feb. 2016

Descubre qué tienen en común la princesa Sofía y el cuento de Jack y las habichuelas mágicas

El cuento de la princesa Sofía se llama La princesa y el gigante y cuenta una historia de amistad en rima, que es perfecta para antes de irse a dormir. Sofía no puede descansar por culpa de un gigante que no para de gritar y quejarse. Así que, como ella es una de esas princesas poco convencionales, se echa la mochila a la espalda y trepa por la enorme planta del jardín de su casa para ver qué le pasa. 


Si habéis leído otros libros de Caryl Hart y Sarah Warburton os habréis dado cuenta de que muchas veces guardan una relación con otros cuentos clásicos. Por ejemplo en La princesa y los guisantes, se hacía referencia a un cuento de Hans Christian Andersen. Y en este, también encontramos un paralelismo muy evidente en otro cuento clásico el de Jack y las habichuelas mágicas. ¿Queréis saber de qué va? ¡Seguid leyendo! 

Jack es un niño que vive con su madre en el bosque; su padre murió y están pasando muchas necesidades, por lo que la única solución que tienen para poder continuar es vender la vaca que poseen. Con tal fin Jack fue con ella hacia la ciudad, pero en el camino se encontró con un hombre que le ofreció cambiársela por unas habichuelas mágicas. A Jack le pareció una buena idea y, contento, regresó a su casa. Sin embargo, su madre se entristeció muchísimo por la noticia que traía el niño y arrojó las habichuelas fuera de la casa. Al día siguiente, éstas habían crecido hasta el cielo, y por ellas trepó Jack hasta llegar a un castillo habitado por un ogro gigante. El niño se hizo con los fabulosos tesoros que éste tenía, cortó el tronco de las habichuelas, y así se solventaron sus penurias.

Aun que cada uno tiene una motivación diferente para trepar por las ramas de las habichuelas, lo cierto es que en lo alto siempre hay un gigante. Sofía es más paciente que Jack e intenta buscar una solución para que el gigante deje de quejarse. Sin embargo, el pobre Jack o le corta la rama o el gigante pretende comerse a todo el pueblo :( 

En los dos cuentos los protagonistas son muy valientes, trepan por una rama muy alta para encontrar a un gigante y, al final, los dos consiguen lo que quieren. 

Si os ha gustado el cuento original de Jack, que sepáis que también hay una película.

En el libro de La Princesa y el gigante, no se cuenta sin embargo cómo llega esa planta tan alta a su jardín pero, ¿vosotros qué creéis? 

¡Contadnos vuestra versión del cuento!


0 comentarios:

Gracias por querer dejar tu granito de arena en este pequeño rincón literario. Ya sabes que debes ser educado al expresar tus opiniones sino nos veremos en la obligación de eliminar aquellos comentarios groseros.


Maeva Young no se hace responsable de las expresiones vertidas por los usuarios